Bangladesh: Personas refugiadas rohingyas no deben ser reubicadas en isla inhabitable

Amnistía Internacional Chile

Somos un movimiento que te invita a contribuir activamente en la defensa de los derechos humanos para hacer cambios en la vida de las personas.

Bangladesh: Personas refugiadas rohingyas no deben ser reubicadas en isla inhabitable

29, Nov. 2017 | Categoría: ,

El gobierno de Bangladesh debe abandonar todos los planes de reubicar a más de 100.000 personas refugiadas rohingyas en una isla inhabitable, ha declarado hoy Amnistía Internacional.

El martes, el gobierno de Bangladesh aprobó un plan por valor de 280 millones de dólares estadounidenses para el desarrollo de Thenger Char, una isla aislada, proclive a las inundaciones e inhabitable, con el fin de albergar temporalmente a las personas refugiadas rohingyas hasta que sean repatriadas a Myanmar.

Sería un terrible error reubicar a las personas refugiadas rohingyas en una isla inhabitable lejos de otros asentamientos de refugiados y expuesta a las inundaciones”, ha declarado Biraj Patnaik, director de Amnistía Internacional para Asia meridional.

“Tras haber abierto sus puertas a más de 600.000 rohingyas en los últimos tres meses, el gobierno de Bangladesh corre ahora el riesgo de socavar la protección de estas personas y dilapidar la buena voluntad internacional que ha ganado. En su desesperación por que los rohingyas se marchen de los campos y retornen en última instancia a Myanmar, está poniendo en peligro su seguridad y su bienestar.”

La isla de Thenger Char, también conocida como Bhashan Char, no emergió de las aguas hasta hace 11 años y durante la temporada del monzón está muy expuesta a las inundaciones.

La comunidad humanitaria ha advertido de los peligros que arrostrará la población refugiada rohingya si es reubicada en lo que se considera en general una isla inhabitable, situada a dos horas del asentamiento más próximo, lo que hace aún más difícil que llegue la ayuda humanitaria.

Acuerdo de repatriación

La semana pasada, el gobierno de Bangladesh firmó con el gobierno de Myanmar un acuerdo para repatriar a las más de 700.000 personas refugiadas que huyeron de homicidios ilegítimos, violaciones y la quema de pueblos enteros en el estado septentrional de Rajine durante los ataques del ejército de octubre de 2016 y agosto de 2017.

Amnistía Internacional ha publicado recientemente un análisis detallado de las causas fundamentales de la situación que vive la población rohingya, estableciendo que está atrapada en un cruel sistema de discriminación institucionalizada y patrocinada por el Estado que constituye apartheid.

“Bangladesh debe aplazar cualquier acuerdo de repatriación hasta que las personas refugiadas puedan regresar voluntariamente y en condiciones de seguridad y dignidad”, concluyó Biraj Patnaik.

Noticias Relacionadas
logo
Somos un movimiento que te invita a contribuir activamente en la defensa de los derechos humanos para hacer cambios en la vida de las personas.
Súmate