LO ÚLTIMO - Amnistía Internacional Chile

Amnistía Internacional Chile

Somos un movimiento que te invita a contribuir activamente en la defensa de los derechos humanos para hacer cambios en la vida de las personas.

Hablemos del SÍ: Los y las activistas que promueven el consentimiento sexual

2, Jul. 2021 | Categoría: ,

El sexo sin consentimiento es violación. Es así de simple; no hay zonas “grises”

A photo from campaign protest in Denmark

La campaña Hablemos del SÍ (#LetsTalkAboutYes) se basa en años de trabajo y activismo contra la violencia sexual en varios países y trata de lograr que se aprueben leyes basadas en el consentimiento y una cultura del consentimiento. Como parte de la campaña, activistas y personal de Amnistía Internacional han preparado unaguía para el activismo (también disponible en una serie de artículos de blog). Está dirigida a cualquier persona que quiera abrir un debate sobre el consentimiento sexual.

Cada vez hay más países europeos que modifican la definición legal de la violación para basarla en el consentimiento, pero queda mucho por hacer. Activistas en toda Europa han utilizado la guía para el activismo como ayuda para su trabajo sobre este tema. A continuación nos explican por qué es tan importante.

Reino Unido (Duaa Abdulal, Cara Brodie, Niamh O’Connell y Eve Grice)

¡Hablemos del sí! Este tema sigue siendo tabú, pero personas en toda Europa hacen campaña para lograr leyes basadas en el consentimiento, y algunas son estudiantes, como nosotros.

Durante la pandemia de 2020, la Red de Acción Estudiantil de Amnistía Internacional (STAN) compartió información en las redes sociales para desmontar mitos y estereotipos sobre el consentimiento sexual. La guía para el activismo ha sido clave para esta campaña y grupos de estudiantes en todo Reino Unido la han utilizado para organizar talleres de arte, noches de acción, talleres sobre el consentimiento y noches de cine online.

El trabajo continúa este año. Queremos impulsar cambios en la forma en que las universidades gestionan el debate sobre el consentimiento y las experiencias de los estudiantes, sobre todo las negativas. En estos momentos estamos recogiendo datos para crear informes individuales de cada universidad.

¿Por qué lo hacemos? Los estudios revelan que los casos de agresión sexual se han duplicado en las universidades británicas desde 2015 y muchos/as estudiantes que han sufrido una agresión afirman no haberse sentido apoyados/as por sus universidades. Si bien las universidades son un lugar para ganar independencia, también tienen la responsabilidad de promover la cultura del consentimiento y ofrecer apoyo a quienes han sobrevivido a una agresión sexual. ¡Empecemos a hablar del sí y exijamos a nuestras universidades que también lo hagan!

POLONIA (Sandra Grzelaszyk)

Toda persona debería sentirse segura y cómoda en cualquier nivel de intimidad. Quiero ser parte del cambio de una cultura de la violación a una cultura del consentimiento.

A menudo comparto contenidos en las redes sociales. Me gusta expresar mi opinión sobre estos temas, como los intentos de cambiar la definición de violación en Polonia, y ofrecer contenido educativo sobre el consentimiento informado. Espero que, de esta forma, mis amigos y amigas puedan ver un punto de vista diferente y reflexionar sobre lo que significa el consentimiento.

También soy artista. Utilizo la fotografía y los gráficos para poner de manifiesto que necesitamos el consentimiento. Intento mostrarlo de la forma más cercana porque de verdad quiero que otras personas entiendan por qué es tan importante.

Como activista de Amnistía Internacional, tengo la oportunidad de compartir cosas sobre la cultura del consentimiento, como la campaña Tak to Miłość (Sí es amor). El objetivo de la campaña es cambiar la legislación en Polonia para garantizar que las relaciones sexuales sin consentimiento constituyen violación. Podemos iniciar un debate abierto sobre el consentimiento, como hicimos el año pasado cuando recogimos firmas para una petición, u organizar un evento sobre los mitos que existen en torno a la violencia sexual, como cuando la gente tiene la idea equivocada de que la forma de vestir puede justificar una violación.

Para mí, la parte más importante de la guía de activismo es la definición del consentimiento y cómo desmontar mitos y estereotipos sobre la violencia sexual. Me ha sido muy útil en los debates que he tenido hasta ahora.

ALEMANIA (Judith Treiber)

A pesar de que la legislación alemana sobre la violación reconoce que “no significa no”, todavía estamos lejos de una cultura del consentimiento. Por eso, como grupo de voluntarios/as de Amnistía Internacional Alemania, pensamos que era importante abrir un debate sobre el consentimiento con la membresía joven de Amnistía. Entendemos que el punto de partida para empezar a cambiar las cosas es dentro de nuestra propia organización, mediante la sensibilización sobre lo que el consentimiento significa realmente y por qué es tan importante.

Para ello, organizamos varios talleres virtuales sobre la campaña Hablemos del SÍ. Utilizamos muchas ideas de la guía de activismo; las personas participantes crearon y compartieron memes en grupos pequeños, que luego subimos a nuestra página de Instagram @amnestywomen con la etiqueta #letstalkaboutyes. Los talleres y las actividades en Instagram tuvieron lugar durante los 16 días de activismo contra la violencia de género que empiezan el 25 de noviembre, Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. Aprovechamos cualquier oportunidad para compartir la petición sobre la nueva legislación en Dinamarca.

Tuvimos una respuesta muy positiva por esta iniciativa, sobre todo de mujeres jóvenes. Gracias a los talleres entramos en contacto con miembros de nuestra Sección que ahora participan activamente en nuestro grupo de coordinación.

PAÍSES BAJOS (Eva Romviel)

En Países Bajos, el objetivo principal de la campaña Hablemos del SÍ era la aprobación de una ley que estableciera que el sexo sin consentimiento constituye violación. Junto con otros organizadores, ofrecimos formación a líderes y lideresas activistas en todo el país, coaching individual y una guía escrita que elaboramos tras leer la guía para el activismo.

Hicimos formaciones en técnicas de organización, como cómo crear relaciones personales, compartir experiencias propias y coaching. Nuestra guía resumía estas capacidades en una serie de pasos fáciles de seguir.

Explicamos nuestras propias trayectorias respecto a actuar para inspirar a otros y conectar con otras personas, y asignamos mucha responsabilidad a los voluntarios y voluntarias. Para nosotros, como organizadores y líderes y lideresas activistas, fue muy inspirador y motivador.

Si te interesa promover una cultura del consentimiento, puedes descargar nuestra guía para el activismo (PDF). También está disponible en forma de una serie de artículos de blog.

Noticias Relacionadas
logo
Somos un movimiento que te invita a contribuir activamente en la defensa de los derechos humanos para hacer cambios en la vida de las personas.
Súmate