LO ÚLTIMO - Amnistía Internacional Chile

Amnistía Internacional Chile

Somos un movimiento que te invita a contribuir activamente en la defensa de los derechos humanos para hacer cambios en la vida de las personas.

Egipto: Amnistía Internacional confirma el uso de bombas prohibidas de racimo en Sinaí del Norte

1, Mar. 2018 | Categoría: ,

El análisis de un vídeo publicado por las Fuerzas Armadas de Egipto demuestra más allá de toda duda que se ha utilizado munición prohibida de racimo en ataques aéreos lanzados recientemente en Sinaí del Norte. Así lo ha manifestado Amnistía Internacional.

El 21 de febrero, el ejército egipcio publicó en su cuenta oficial de Twitter un vídeo de lo que afirmaba que eran dispositivos explosivos improvisados colocados por “elementos terroristas”. Sin embargo, Amnistía Internacional ha analizado ese vídeo y ha confirmado que muestra una munición de racimo Mk 118 sin explotar, de fabricación estadounidense, que sólo podría haber sido lanzada por las fuerzas aéreas egipcias.

“Las bombas de racimo se encuentran entre las armas más viles de la guerra moderna; son inherentemente indiscriminadas y pueden matar y mutilar a civiles durante años después de ser arrojadas. Este nuevo vídeo confirma nuestros peores temores: que las Fuerzas Armadas egipcias están utilizando bombas de racimo en Sinaí del Norte. Este uso demuestra un terrible desprecio tanto por la vida humana como por el derecho internacional”, ha manifestado Najia Bounaim, directora regional adjunta de Amnistía Internacional para Oriente Medio y el Norte de África.

“Las afirmaciones de que estas armas fueron colocadas por miembros de grupos armados no resisten un escrutinio. El vídeo muestra un tipo de munición de fabricación estadounidense que sabemos que posee el ejército egipcio, y que sólo puede lanzarse desde determinado tipo de aviones que sabemos que emplea la Fuerza Aérea de Egipto.”

El análisis realizado por expertos de Amnistía Internacional en armas sobre la submunición de racimo Mk 118 que se muestra en el vídeo revela que esa submunición no está manipulada y que está en buenas condiciones pese a su antigüedad, con el número de serie aún claramente visible en un lateral. Esto sugiere que la submunición se ha lanzado en operaciones recientes.

Las municiones de racimo se lanzan con cohetes o artillería que contienen submuniciones explosivas más pequeñas que se esparcen al azar por una amplia zona. Con frecuencia, muchas de estas submuniciones no detonan, y pueden permanecer sobre el terreno sin explotar, constituyendo una amenaza años después de que termine un conflicto.

Un vídeo anterior publicado por las Fuerzas Armadas egipcias el 9 de febrero, al inicio de su operación más reciente en Sinaí del Norte, mostraba cómo se cargaban en aviones de combate que se iban a desplegar en Sinaí del Norte unas bombas de racimo del modelo de fabricación estadounidense CBU-87 Combined Effects Munitions (CEM).

En julio de 2017, AMAQ news, un medio de comunicación vinculado al autodenominado Estado Islámico, publicó un vídeo en el que afirmaba que un avión de combate F16 había arrojado dos bombas de racimo. Los expertos de Amnistía Internacional analizaron ese vídeo y concluyeron que no había sido trucado. Los expertos confirmaron además que los bombarderos F16 que se veían en el vídeo llevaban la bandera egipcia en la cola. Las dos bombas de racimo lanzadas pertenecían al tipo Mk 20 Rockeye, que contienen 247 submuniciones de racimo del mismo tipo Mk 118.

Las Fuerzas Armadas egipcias deben dejar de utilizar inmediatamente estas armas y destruir todos los arsenales. Todos los Estados que suministran armas a Egipto, incluido Estados Unidos, deben suspender de inmediato las exportaciones que entrañan el riesgo de ser utilizadas para cometer violaciones graves de derechos humanos. Las bombas de racimo están prohibidas por el derecho internacional por muy buen motivo, ha manifestado Najia Bounaim.

Información complementaria

Según la documentación del Departamento de Defensa estadounidense, obtenida por Human Rights Watch y citada en su informe sobre munición de racimo, en 2007 Egipto tenía en sus arsenales 321.000 submuniciones en bombas Rockeye.

El 9 de febrero, las Fuerzas Armadas de Egipto anunciaron el comienzo de la operación militar “Sinaí 2018”. Afirmaron que la operación tenía como finalidad “poner fin al terrorismo” atacando a grupos armados y sus arsenales de armas en Sinaí del Norte y Central. El ejército ha pedido el despliegue urgente de refuerzos médicos en Sinaí del Norte y las gobernaciones vecinas, dada la creciente presencia militar en la zona.

Noticias Relacionadas
logo
Somos un movimiento que te invita a contribuir activamente en la defensa de los derechos humanos para hacer cambios en la vida de las personas.
Súmate